1916. HUNDIMIENTO DEL LUSITANIA

.

No podía dejar fuera de la colección a Walther Eberbach, tan en línea con el tradicional modo de expresión germánico en las medallas:

.

Medallas con un módulo entre 34 y 40 mm son mi zona de confort. Comparativa:

He tenido que dar el salto hasta los 69 mm de diámetro.

.

.

El hundimiento del RMS Lusitania (7 de mayo de 1915), por el submarino alemán SM U-20, fue utilizado por el Almirantazgo británico contra Alemania con un efecto devastador.

La propaganda desatada (acto de barbarie contra un pacífico transatlántico de pasajeros) causó conmoción internacional y logró inflamar las pasiones en la opinión pública norteamericana, que hasta ese entonces había permanecido ajena al conflicto europeo.

Winston Churchill, que en 1915 era el Primer Lord del Almirantazgo, se esforzó por provocar el hundimiento. Estaba desesperado porque los Estados Unidos se unieran a los aliados en la guerra.

.

Era sobradamente conocido por parte del espionaje alemán que el Lusitania, además de pasajeros, transportaría clandestinamente millones de cartuchos de munición y otros suministros de guerra. El capitán Daniel Dow, de hecho, renunció a navegar bajo esas condiciones.

Desde el 22 de abril, la Embajada Imperial de Alemania en Estados Unidos viene publicando en los periódicos un aviso, junto al anuncio del inminente viaje de retorno del Lusitania (operado por la británica Cunard Lines):

Se advierte oficialmente que, ante el estado de guerra entre Alemania y Gran Bretaña, los hipotéticos pasajeros atravesarán la zona de hostilidades (las aguas adyacentes a las islas británicas) por su cuenta y riesgo. La guerra submarina sin restricciones había sido ya decretada por Alemania en febrero.

.

El 1 de mayo de 1915, a pesar del aviso, el Lusitania parte de Nueva York hacia Liverpool, para su sacrificio.

  • No se advirtió al Capitan William Thomas Turner que en su ruta el SM U-20 ya estaba hundiendo barcos. Siete días antes del ataque la marina británica estaba rastreando su ubicación.
  • No le ordenaron que fuese a Liverpool a través de la otra ruta existente. En el Canal del Norte no había submarinos alemanes.
  • No enviaron los cuatro destructores (el mayor peligro para un submarino) que estaban disponibles para escoltar al Lusitania

.

El 7 de mayo el barco se hunde cerca de la costa sur de Irlanda.

Había sido alcanzado por un torpedo alemán, pero al instante tuvo lugar una catastrófica segunda explosión mucho más potente (desde adentro hacia afuera), provocada por la carga clandestina (transportaba toneladas de material de guerra fabricado en Estados Unidos, una nación supuestamente neutral), que hizo que el Lusitania se desfondara y se hundiese en menos de 20 minutos.

De los más de 1 900 pasajeros y miembros de la tripulación casi 1 200 perecieron, incluyendo más de 120 estadounidenses.

.

La disposición de sacrificar personas en pos de un objetivo político o militar:

Tres días después del hundimiento, Winston Churchill fue interrogado en el parlamento sobre el hecho de que la marina no tomase medidas para proteger al Lusitania. Churchill respondió: “El tráfico comercial debe cuidarse solo”.

Simultáneamente, la Royal Navy inició una investigación sobre la causa del desastre. En una comunicación interna dentro del Almirantazgo, Churchill escribió: “Deberíamos acusar al Capitán sin verificación”.

Turner (sobrevivió) acusado de incompetente y negligente… fue enjuiciado y absuelto.

El ataque al Lusitania fue crucial para ayudar a influir en el público estadounidense en apoyo de la causa aliada, pero el efecto buscado se demoró en llegar casi dos años: Estados Unidos no entrará formalmente en la Gran Guerra hasta el 6 de abril de 1917.

.

.

Es tan grande el número de medallas emitidas, desde mediados del siglo XV, que parece que todo evento en la historia del hombre tiene por lo menos una para conmemorarlo.

Es frecuente que distintos artistas aborden un mismo acontecimiento, siendo un aliciente más en este coleccionismo el poder escoger.

El hundimiento del Lusitania atrajo una considerable producción en ambos bandos enfretados. Véanse algunos ejemplos:

.

.

+++ ARTÍCULO DEL BLOG EN CONSTRUCCIÓN +++

.

.

Anuncios

1916. EN TIEMPO DE HIERRO

.

.

Al igual que en las guerras de independencia los patriotas prusianos daban sus joyas, así en la Gran Guerra se daba oro por hierro.

.

.

La deuda pública aumentó rápidamente en el Reich alemán durante la Primera Guerra Mundial.

Campaña voluntaria (pero un deber patriótico con una considerable presión social) en apoyo al esfuerzo de guerra:

En 1916 el Reichsbank alemán entregaba “la medalla oficial de donación de oro” como muestra de agradecimiento a cualquier persona que diese joyas u oro para poder obtener divisas con las que financiar la guerra.

En agosto de 1916 no menos de 150.000 de estas medallas de hierro ya habían sido emitidas. Ante la cantidad existente, hoy son muy baratas.

Un documento histórico del espíritu de su tiempo: continuar la sangrienta guerra con el objetivo de la grandeza nacional de Alemania.

Anverso:

Figura femenina que personifica a una mujer sirviendo a su patria. Debajo del brazo derecho sostiene un joyero y, respetuosamente, entrega con la mano izquierda una cadena de oro con colgante.

Leyenda: IN EISERNER ZEIT/1916. En tiempo de hierro/1916.

.

Reverso:

Leyenda: GOLD GAB ICH ZUR WEHR EISEN NAHM ICH ZUR EHR. Oro entregué para la defensa, hierro recibí como honor.

Dos ramas de roble.

Firma: HOSAEUS.

.

Adquirida en:

Metal: Hierro. Fundición Gladenbeck (Berlín).

Módulo: 39.97 mm.

Peso: 18 g.

Diseñador de la medalla: Kurt Hermann Hosaeus (1875-1958):

Durante el nacionalsocialismo fue miembro del partido nazi.

.