1914. GENERALOBERST VON KLUCK Y PARÍS

.

Los estrategas alemanes dieron por sentada la toma de París, también lo hicieron algunos artistas metálicos.

1914. Una medalla desafortunada e inoportuna:

Al director del departamento de monedas y medallas del Museo Británico, Hill George Francis, no dejó de gotearle el colmillo al describir la producción metálica del enemigo en The Commemorative Medal in the Service of Germany (1917).

Con la medalla en cuestión lo tuvo realmente fácil e hizo la siguiente aseveración:

“Que la toma de París nunca se realizó es algo que los medallistas de la Entente pudieran conmemorar con toda razón. Sin embargo, sus enemigos les han ahorrado ese trabajo”.

.

.

Una amplia área dentro de las medallas alemanas de la Gran Guerra ocupa representaciones de personalidades militares.

Anverso:

Leyenda: GENERALOBERST VON KLUCK 1914 1915.

Apenas un mes después de iniciada la Gran Guerra… Alemania había ocupado Luxemburgo y Bélgica e invadido Francia. Ni el ejército francés ni el cuerpo expedicionario británico habían podido detener la brutal ofensiva.

Los alemanes ejecutaban el famoso plan Schlieffen para conquistar París y poner fin a la guerra en el frente occidental.

El Coronel General Alexander Heinrich Rudolph von Kluck, según se acercaba a París al mando del Primer Ejército,  estaba convencido de la victoria.

Pero un cúmulo de vicisitudes acontecieron:

  • La falta de potestad del Alto Mando alemán.
  • La impaciencia de Kluck. Su avance tenía que marcar el ritmo del avance general, entre los ejércitos alemanes fueron apareciendo brechas de consideración a medida que avanzaban.
  • Los efectivos contraataques franceses y británicos.

Todo ello devino en la batalla del Marne (comenzó el 6 de septiembre, a 48 kilómetros de París), con muertes en guerra a una escala hasta entonces desconocida.

Un indicativo de ataque inminente. Soldado francés descarga cruces de madera, para próximas tumbas anónimas:

Soldados alemanes oran descubiertos, ante las improvisadas tumbas de sus compañeros:

París se salvó. El nuevo escenario bélico abrirá paso a un enfrentamiento estático y de desgaste: la guerra de trincheras.

.

.

Reverso:

NACH PARIS. A París. 1914.

Furia de guerra (Kriegsfurie) a caballo, personificada como una mujer desnuda con antorchas ardientes en las manos.

Las furias de guerra, llevando espadas en llamas y/o antorchas encendidas, fueron empleadas a menudo en el arte de la Europa Central, durante la Gran Guerra.

Véase esta medalla de la colección:
1914. La furia de la guerra.

El diseñador de la medalla cometió un error al representar al caballo haciendo algo imposible, levantar las dos patas de un mismo lado:

.

Canto: SILBER 990.

.

.

Adquirida en:

Metal: plata.

Módulo: 34 mm.

Peso: 18.10 g.

Catalogación:

Europas Verderben 1914 1918:

Deutsche Silbermedaillen des I. Weltkriegs:

The Commemorative Medal in the Service of Germany:

Diseñador de la medalla: Artur Immanuel Löwental (1879-1964).

LÖWENTAL 1914

Empresa manufacturera:

Otto OERTEL, en BERLIN.

.

1914. NACIDO DURANTE LA GUERRA

.

Las familias adineradas, en el Renacimiento, conmemoran la llegada de un bebé con la emisión de una medalla para familiares amigos. 

.

Medalla puramente artística, su finalidad no era grabar nombres ni fechas en el reverso. 

Dedicada a todos los nacidos durante la guerra que nunca conocerán a su padre.

.

.

Anverso: Recién nacido en casco alemán volcado encima de quemadores de combustible, para calentar el agua de su baño.

Leyenda: IM WELTKRIEG GEBOREN. Nacido durante la Guerra Mundial.

En 1914 un periodista estadounidense describió por error los quemadores como “una pequeña pila de bombas”, pero en esta medalla no existe propaganda oculta contra la guerra.

.

Reverso: brote en paisaje árido.

Leyenda: WACHSE U. WERDE. Crecer y germinar.

.

Adquirida en:

Metal: hierro fundido ennegrecido.

Módulo: 57 mm.

Peso: 64 g.

Catalogación: Kienast 153.

Diseñador de la medalla: Karl Goetz.

Las medallas más coleccionadas del siglo XX sean probablemente las de Goetz, después de él la medalla nunca volvió a ser la misma.

.

1915. ALIANZA DE ALEMANIA Y AUSTRIA-HUNGRÍA

.

Se diseñó para apoyar la recaudación de fondos de la Cruz Roja alemana:

Quien en 1915 donaba más de 25 Mark en favor de los inválidos de guerra… la recibió.

.

.

El Imperio alemán:

El Imperio austrohúngaro:

Anverso:

Tres águilas imperiales:

  • Austria-Hungría: dos cabezas.
  • Alemania: una cabeza.

Representan la hermandad de armas germano-austrohúngara.

1914-1915
DEUTSCHLAND
UND OERTERREICH UNGARN

1914-1915
Alemania
y Austria Hungría.

.

Reverso: la unidad de los dos aliados.

Dos luchadores con espadas largas se cubren las espaldas, protegiéndose mutuamente.

Leyenda con cita de la obra de 1814 Des Epimenides Erwachen, por Johann Wolfgang von Goethe:

ZUSAMMEN HALTET EUREN WERT, UND EUCH IST NIEMAND GLEICH

Juntos mantengan su valor, y no habrá nadie igual.

.

EL alto relieve de la pieza no permite la acuñación, exige fabricación mediante proceso de fundición, a doble cara:

.

Adquirida en:

Metal: hierro ennegrecido.

Módulo: 57,32 mm.

Peso: 59,81 g.

Catalogación: Europas Verderben 1914 1918.

7.4:

Diseñador de la medalla: Georg August Gaul (1869-1921).

.

1914. LA FURIA DE LA GUERRA

.

Cogí el gusto a los módulos grandes (60,5 mm de diámetro):

.

En Francia las bajas serán descomunales, los frentes de la guerra de trincheras acabarán en punto muerto tras atrozes ataques, incluso se empleó gas venenoso (los franceses fueron los primeros).

Sin embargo, medallas como la siguiente reflejan el entusiasmo inicial, la escena está muy alejada de los horrores de la guerra y se centra en el resultado final: el éxito.

Realismo heroico para glorificar a los jóvenes soldados alemanes.

Una obra propagandística y política de fervor nacionalista. Alude, con representaciones estereotipadas (tradición artística clásica), al sacrificio del pueblo por la patria.

En la Europa de principios del siglo XX la guerra era todavía un instrumento legítimo, bastante honorable e incluso glorioso.

En el mes de agosto de 1914 se oyeron gritos de júbilo no sólo en Alemania, sino también en Rusia, Francia e Inglaterra.

.

.

Comparativa con la medalla de 1918, del francés Pierre Alexandre Morlon:

Celebra el éxito de los tanques aliados en el frente occidental.

La combinación de la figura alegórica con las poco elegantes formas del armamento moderno quedó totalmente fuera de lugar.

.

.

Anverso:

Escena de combate (carga de bayoneta). La furia de la guerra sobre infanteria alemana irrumpe en una posición francesa:

Composición con carácter de grandeza épica, dividida en dos registros superpuestos:

  • El inferior, donde están los heroicos soldados con clara voluntad de lucha.
  • En el superior podemos ver una representación de la furia de la guerra.

La figura alegórica Kriegsfurie (una valerosa gran mujer desnuda) conduce a la infantería en el campo de batalla, a caballo y armada con una guadaña para segar las vidas de los enemigos de la patria.

Ante ciertos paralelismos, pienso pudiera ser esta furia de la guerra (no porta las consabidas espadas en llamas y/o antorchas encendidas, sino una guadaña) el resultado de una mezcolanza. Diversas fuentes pudieron servir de inspiración al artista (desconocido):

  • Valquirias (1890):

Llevan a los guerreros muertos en batalla al Valhalla, véanse en la postal de 1916 del artista F. Elssner:

Tiras cómicas de Bonvi.
1969:

1972:

  • El cuarto Jinete del Apocalipsis. La muerte en un caballo pálido (1865):

  • La Cacería Salvaje (1872):

Detalle:

  • Alt-Kiel in Wort und Bild (1899):

Detalle:

.

Véase la otra furia de la guerra de esta colección:
1914. Generaloberst von Kluck y París.

.

.

Reverso:

Cruz de hierro ✠ (de segunda clase) colgando de ramas cruzadas de laurel y roble:

WELTKRIEG 1914. Guerra Mundial 1914.

El premio al valor más preciado por el ejército alemán:

Véanse las dos cruces de hierro de esta colección:

.

Marca de fábrica BHM:

Acuñada en la ceca Bernhard Heinrich Mayer de Pforzheim (Alemania). La compañía recibió en 1911 (40 años después de su fundación) el estatus de una casa de moneda estatal.

Medalla conmemorativa con el retrato del fundador de la empresa:

.

Adquirida en:

Metal: bronce.

Peso: 95.5 g.

.

1916. HUNDIMIENTO DEL LUSITANIA

.

La afición crece y uno hace sus esfuercillos monetarios.

No podía dejar fuera de la colección a Walther Eberbach, tan en línea con el tradicional modo de expresión germánico en las medallas:

.

Medallas con un módulo entre 34 y 40 mm son mi zona de confort. Comparativa:

He tenido que dar el salto hasta los 69 mm de diámetro.

.

.

El hundimiento del RMS Lusitania (7 de mayo de 1915), por el submarino alemán SM U-20, fue utilizado por el Almirantazgo británico contra Alemania con un efecto devastador.

La propaganda desatada (acto de barbarie contra un pacífico transatlántico de pasajeros) causó conmoción internacional y logró inflamar las pasiones en la opinión pública norteamericana, que hasta ese entonces había permanecido ajena al conflicto europeo.

Winston Churchill, que en 1915 era el Primer Lord del Almirantazgo, se esforzó por provocar el hundimiento. Estaba desesperado porque los Estados Unidos se unieran a los aliados en la guerra.

.

Era sobradamente conocido por parte del espionaje alemán que el Lusitania, además de pasajeros, transportaría clandestinamente millones de cartuchos de munición y otros suministros de guerra. El capitán Daniel Dow, de hecho, renunció a navegar bajo esas condiciones.

Desde el 22 de abril, la Embajada Imperial de Alemania en Estados Unidos viene publicando en los periódicos un aviso, junto al anuncio del inminente viaje de retorno del Lusitania (operado por la británica Cunard Lines):

Se advierte oficialmente que, ante el estado de guerra entre Alemania y Gran Bretaña, los hipotéticos pasajeros atravesarán la zona de hostilidades (las aguas adyacentes a las islas británicas) por su cuenta y riesgo. La guerra submarina sin restricciones había sido ya decretada por Alemania en febrero.

.

El 1 de mayo de 1915, a pesar del aviso, el Lusitania parte de Nueva York hacia Liverpool, para su sacrificio.

  • No se advirtió al Capitan William Thomas Turner que en su ruta el SM U-20 ya estaba hundiendo barcos. Siete días antes del ataque la marina británica estaba rastreando su ubicación.
  • No le ordenaron que fuese a Liverpool a través de la otra ruta existente. En el Canal del Norte no había submarinos alemanes.
  • No enviaron los cuatro destructores (el mayor peligro para un submarino) que estaban disponibles para escoltar al Lusitania

.

El 7 de mayo el barco se hunde cerca de la costa sur de Irlanda.

Había sido alcanzado por un torpedo alemán, pero al instante tuvo lugar una catastrófica segunda explosión mucho más potente (desde adentro hacia afuera), provocada por la carga clandestina (transportaba toneladas de material de guerra fabricado en Estados Unidos, una nación supuestamente neutral), que hizo que el Lusitania se desfondara y se hundiese en menos de 20 minutos.

De los más de 1 900 pasajeros y miembros de la tripulación casi 1 200 perecieron, incluyendo más de 120 estadounidenses.

.

La disposición de sacrificar personas en pos de un objetivo político o militar:

Tres días después del hundimiento, Winston Churchill fue interrogado en el parlamento sobre el hecho de que la marina no tomase medidas para proteger al Lusitania. Churchill respondió: “El tráfico comercial debe cuidarse solo”.

Simultáneamente, la Royal Navy inició una investigación sobre la causa del desastre. En una comunicación interna dentro del Almirantazgo, Churchill escribió: “Deberíamos acusar al Capitán sin verificación”.

Turner (sobrevivió) acusado de incompetente y negligente… fue enjuiciado y absuelto.

El ataque al Lusitania fue crucial para ayudar a influir en el público estadounidense en apoyo de la causa aliada, pero el efecto buscado se demoró en llegar casi dos años: Estados Unidos no entrará formalmente en la Gran Guerra hasta el 6 de abril de 1917.

.

.

Es tan ingente el número de medallas emitidas, desde mediados del siglo XV, que parece que todo evento en la historia del hombre tiene por lo menos una para conmemorarlo.

Es frecuente que distintos artistas aborden un mismo acontecimiento, siendo un aliciente más en este coleccionismo el poder escoger.

El hundimiento del Lusitania atrajo una considerable producción en ambos bandos enfretados. Véanse algunos ejemplos:

  • Karl Goetz (alemán). Enojado con Cunard Lines por permitir contrabando de guerra a bordo de un transatlántico de pasajeros, canalizó sus sentimientos en un mensaje artístico satírico. Medalla emitida a los pocos días del hecho:

Pero hete aquí que puso mal la fecha:

5 MAI (mayo en alemán).

Goetz, al darse cuenta, produjo rápidamente una segunda medalla, rectificando el error:

  • La equivocación dio pie a una reinterpretación (británica). Se hicieron alrededor de trescientas mil copias para dar a entender que el ataque alemán al Lusitania fue premeditado:

5 MAY (mayo en inglés).

  • Ludwig Gies (alemán). Pasajeros intentando subir a los botes salvavidas:

Gies desecha las enemistades para enfocarse únicamente en la tragedia humana del evento.

  • René Baudichón (francés).

.

.

+++ ARTÍCULO DEL BLOG EN CONSTRUCCIÓN +++

.

.

1916. EN TIEMPO DE HIERRO

.

.

Al igual que en las guerras de independencia los patriotas prusianos daban sus joyas, así en la Gran Guerra se daba oro por hierro.

.

.

La deuda pública aumentó rápidamente en el Reich alemán durante la Primera Guerra Mundial.

Campaña voluntaria (pero un deber patriótico con una considerable presión social) en apoyo al esfuerzo de guerra:

En 1916 el Reichsbank alemán entregaba “la medalla oficial de donación de oro” como muestra de agradecimiento a cualquier persona que diese joyas u oro para poder obtener divisas con las que financiar la guerra.

En agosto de 1916 no menos de 150.000 de estas medallas de hierro ya habían sido emitidas. Ante la cantidad existente, hoy son muy baratas.

Un documento histórico del espíritu de su tiempo: continuar la sangrienta guerra con el objetivo de la grandeza nacional de Alemania.

Anverso:

Figura femenina que personifica a una mujer sirviendo a su patria. Debajo del brazo derecho sostiene un joyero y, respetuosamente, entrega con la mano izquierda una cadena de oro con colgante.

Leyenda: IN EISERNER ZEIT/1916. En tiempo de hierro/1916.

.

Reverso:

Leyenda: GOLD GAB ICH ZUR WEHR EISEN NAHM ICH ZUR EHR. Oro entregué para la defensa, hierro recibí como honor.

Dos ramas de roble.

Firma: HOSAEUS.

.

Adquirida en:

Metal: Hierro. Fundición Gladenbeck (Berlín).

Módulo: 39.97 mm.

Peso: 18 g.

Diseñador de la medalla: Kurt Hermann Hosaeus (1875-1958):

Durante el nacionalsocialismo fue miembro del partido nazi.

.